¿Qué tal es estudiar en modalidad virtual?

Por Osmar Peña para USAM, Junio 4, 2018

Si decidís estudiar en modalidad virtual tenés que saber que te enfrentarás a una forma de estudio innovadora, que te retará y de la cual podrás aprender a una velocidad que se adaptará a vos, a medida que organicés el tiempo.

Si quizá aún pensás en qué modalidad es mejor o no conocés mucho sobre las ventajas que trae estudiar virtualmente, a continuación te señalaremos cuáles son los beneficios y los retos principales que tendrás al cursar una carrera virtual.

 

Beneficios

  • Organizás tu propio horario. Sea que te hayas quedado atrapado en una presa o que algún imprevisto haya modificado tu itinerario, la modalidad virtual no te exige que cumplás con un horario fijo, por lo que tenés flexibilidad para manejar mejor los imprevistos. Ahora, reccordá que en contraparte toda la organización de revisar cada contenido y el tiempo que invertís en ello es el que vos dispongas.
  • Podrás ir un poco más a tu ritmo. Con regularidad tenemos evaluaciones continuas dentro de cada materia, pero al ser una modalidad virtual también existe un poco más de control y puede que una evaluación la podás realizar en una ventana de tiempo, por ejemplo, a cualquier hora el 24 de junio. Aunque debés ser consciente de que el tiempo limitado de las evaluaciones es programado y no existirán los cinco minutos adicionales que te da el profe en el aula de clases, así que mucha concentración y evitá cualquier distracción cuando comencés un examen en la plataforma en línea.

Virtualidad U San Marcos

  • Aligerarás costos. Cuando no tenés que movilizarte todos los días a la universidad, podés ahorrar esos costos que destinabas a pasajes. Por otro lado, también ahorrarás en las comidas o snacks que consumías entre clases. Pensá que tener las clases de manera virtual te permite mantener tu rutina de alimentos en casa y evitar las tentaciones de comprar comida chatarra o de gastar dinero en el cafecito entre materias.

 

Retos

  • Sos responsable de cumplir tus fechas límite. En este modelo aprendés lo que son tiempos de entrega, por lo que comenzarás a programarte e irás aprendiendo a distribuir tiempos, sabrás cuánto demora cada proceso para obtener diferentes grados de calidad en el trabajo que realizás. Así, un informe al cual le invertís una hora no tendrá el mismo valor que uno al que le has dedicado una hora diaria por dos semanas.

Virtualidad U San Marcos

  • La atención es más alta. Cuando estás frente al computador tu atención debe estar 100 % enfocada a la información que se reproduce o que lees en cada contenido que se te proporciona. Esto porque tu participación en la clase pasa a ser mucho más activa, debés generar apuntes, revisar bibliografía en línea, etc.
  • La rigurosidad académica puede ser mayor. Cuando no tenés al profesor facilitándote los apuntes o a los compañeros realizando grupos de estudio para comparar anotaciones o resolver dudas, tendrás que asumir estas sesiones adicionales. Así, la lectura tiene una participación mayor frente a tu investigación y horas de estudio, también recordá que tenés blogs y foros en las plataformas digitales donde podrás realizar dudas o enviarlas también al profesor por correo electrónico. Sea cual sea la metodología que apliqués, tené presente que las evaluaciones podrán ser también de mayor exigencia en cuanto a construcción de información, por lo que todos los detalles siempre deben estar muy cuidados, incluyendo la citación y las referencias a otros autores.

 

Por último, queremos invitarte a no creer en mitos respecto a la educación virtual, donde muchos piensan que todas las preguntas pueden encontrarse fácilmente en internet y pueden copiar y pegar durante las evaluaciones. La realidad es que cada prueba está pensada para que la valoración crítica del estudiante no pueda ser plagiada de otro sitio web, sino que el análisis es único y las respuestas que se envían no pueden ser iguales a las de nadie más. Así, muchas veces los alumnos virtuales están más rápidamente entrenados en este tipo de rigurosidad frente a los textos.

 

¿Tenés más dudas sobre la educación virtual? Dejá tus comentarios debajo de este post o usá el hashtag #USAMvirtual en nuestras redes sociales para que podamos resolver tus dudas.

Publicado en: Vida U

Tagged: USAM, virtual, virtualidad, programas, beneficios

Quizá también te interese